El Museo de la Rendición Incondicional.

He terminado de leerme la novela "El Museo de la Rendición Incondicional", de Dubravka Ugrešić.

No me ha gustado, particularmente no logré conectar con la historia. Me resultó ilógica, no le vi sentido a la narración, la cual es engorrosa y no me transmitió nada. 

Un libro al que le tenía muchas ganas, pero ha sido una decepción para mí. No hay una historia que seguir sino un torbellino de pensamientos que, además, se repiten sin sustancia.

No cuajó. Simplemente este libro no era para mí, a pesar de todas las ganas y empeño que le puse.

La autora, nació en Kutina (1949), un pueblecito cercano a Zagreb. Se graduó en Literatura Comparada y Literatura Rusa y trabajó durante varios años en la Universidad de Zagreb, mientras compaginaba la enseñanza y la escritura, tanto de novela como de ensayo. Cuando en 1991 estalló la guerra de los Balcanes, Dubravka se posicionó en contra del conflicto y criticó duramente los nacionalismos croata y serbio, por lo que fue víctima de ataques por parte de varios periódicos, políticos y escritores nacionalistas, hasta que se exilió en 1993. Desde entonces ha dado clase en muchas universidades de Europa y América, como Harvard, Columbia y la Universidad Libre de Berlín, y no ha dejado de publicar. Entre sus obras, que han sido traducidas a numerosos idiomas. Ha recibido el prestigioso Premio Europeo de Ensayo Charles Veillon (1995) y el Premio Austríaco de Literatura Europea (1998), galardón que ha distinguido a otros autores de la talla de Stanislaw Lem, Marguerite Duras o Mircea Cârtârescu. En 2009 quedó finalista del Premio Man Booker a toda una trayectoria. Actualmente reside en Amsterdam.

Sinopsis: Tras la guerra de los Balcanes, la ciudad de Berlín cobra vida gracias a la llegada de los expatriados, que luchan por preservar lo que les queda de su cultura y de una nación que ha sido eliminada del mapa, mientras sustituyen todo lo que una vez conocieron por lo nuevo y desconocido. Para aquellos cuya vida ha de caber en una maleta, los recuerdos pasan a ser su posesión más importante, pero a veces adoptan un significado extraño. Dubravka Ugrešić recompone así la vida de su madre a través de las fotos halladas en el fondo de un armario, en un antiuo bolso de piel. Y, a la vez, también su propia historia: sus años de profesora en Berlín, donde compartió apartamento con tres jóvenes indias; los encuentros nocturnos con sus amigas para cenar y echar las cartas del tarot; un viaje a Lisboa, adonde fue cargada de equipaje, pero sin llevarse absolutamente nada, dependiendo de cómo se mirase....Un collage de recuerdos que la autora fusiona para lograr un sublime retrato de la soledad del desterrado.

Comentarios

  1. Por fin buenas noticias, ja,ja. Me explico: suelo venir por aquí con mucho miedo, sabiendo que añadiré uno, dos, o puede que tres libros a mi lista de futuribles, pero parece que en esa ocasión escaparé intacto.
    En serio, es una pena que una escritora con todo ese bagaje no haya sido capaz de engancharte con un tema a priori interesante en el que pocos o casi nadie han pensado. Es muy poco lo que conozco de esa parte de Europa, quizás porque hay otros lugares que me llaman más la atención.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Tawaki.
      jaja. Ciertamente hay libros que son totalmente prescindibles, a mi también me gustaría saber ese dato a priori.

      El curriculum vitae de esta autora me parece tan brillante, que fue un desconcierto aún mayor lo poco que me gustó su obra. Una verdadera lástima.

      Gracias.

      Eliminar
  2. No conozco ni la novela ni la escritora que, ya veo, ha estropeado tu buena racha lectora. Pero ya sabes aquello de apechugar con lecturas que no gustan para apreciar, todavía más, aquellas que tanto aportan. Y muy buena la reacción de Tawaki frotándose las manos ante un libro que no le pesará no leer, jajaja...

    El conflicto de los Balcanes y sus consecuencias, aún candentes, tiene muchas aristas y, por tanto, distintas perspectivas. Por ejemplo, las que se narran en La espía de cristal, la novela de Pere Cervantes que mencioné en otro comentario, y el gusto de cada cual para encajar mejor o peor los argumentos de ese tipo de narraciones, es el único medidor. Depende de muchos factores; quizás, mentalmente, ante una novela que trata, en cierta manera, sobre enfrentamientos, entendemos que habrá bastante acción y en el caso de la que reseñas tal vez no la haya o resulte anodina. No lo sé porque ya digo que desconozco incluso a la autora. Tampoco voy a tomar el libro para comprobar si coincidimos; me fío de tu apreciación y no lo añadiré a la lista de futuribles.

    Un abrazo caluroso de afecto pero no de grados ambientales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Una mirada...

      Coincido contigo en que la sinopsis era muy interesante, y no está muy explotada literalmente hablando. Pero ha sido todo un fiasco. Tomo nota de "La espía de cristal", tal vez consiga sacarme la espinita de esta otra novela.
      Ciertamente no sucede nada, ni en hechos ni en descripciones de los mismos, falta mucha sustancia en este libro. Al menos esa es mi percepción.

      Creo que haces bien en obviar este libro vs autora. Estoy convencida de que habrán lecturas más amenas, interesante y acordes con nuestros gustos!

      Muchas gracias.
      Un abrazo con nombre de tormenta: Hermine.
      (por ahora, aquí ha dejado mucha lluvia, pues no ha parado de llover desde primera hora de ayer sábado, pero ningún destrozo y que siga así).

      Eliminar
  3. Ay Nélida, es que el título de este libro no me parece para nada seductor. Mira que, al entrar a leerte, he pensado "expatriados de la Guerra de Yogoslavia" y he dicho "seguro que me gusta"; pero leyéndote creo que tendría exactamente la impresión que tú plasmas.
    Decididamente, éste lo voy a pasar por alto.
    Un beso gigante. Feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Macarena!

      Pienso que haces bien en pasarlo por alto. Decididamente, es un libro totalmente prescindible. Claro que es sólo mi opinión....

      Me pasó como a ti, cuando leí la sinopsis me dije "este libro debe ser muy intersante" por todo lo que tú comentas, pero ya te digo.....¡menudo fiasco me llevé!

      Gracias por la visita, amiga. Y por el cariño.
      Un beso enoorrrme!!

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

La palabra para rojo.

Ardiente Secreto.

Mil gracias y mil sonrisas, duendes míos.