La tregua.

 


Esta semana me he leído el libro “La tregua”, de Mario Benedetti.

 

Me habían hablado de este libro, cuya portada por cierto no puede gustarme más.


Trata de un señor que está a punto de jubilarse y cómo transcurren los meses previos a dicha jubilación. Él es un oficinista cuya vida se desliza entre su casa, el trabajo, y una cafetería. Siempre lleva consigo una libreta donde anota todo lo que hace, piensa o siente. Adentrarse en esta lectura es como leer un diario personal. Tiene una secuencia cronológica, en capítulos muy cortos, casi uno por día.

 

Yo pienso que la temática es buena y la idea también. 

Pero, aunque pueda parecer una osadía muy grande por mi parte opinar negativamente sobre este gran autor, si soy sincera tengo que decir que  este libro no me gustó mucho.

Todo es muy deprimente y anodino, no transmite grandes cosas.

Cuando uno lee un diario sabe que el personaje se desnuda frente a él, por eso el lector también se entrega sin reservas a la lectura, llegando a empatizar o desagradar. 

A mi me chirrió descubrir en la personalidad del protagonistas, algunos rasgos machistas y homófobos.

Aunque también debo hacer el ejercicio de pensar que el libro está ambientado sobre el año 1950 y la mentalidad era muy distinta a la de hoy en día.


Solo salvaría del libro la parte en que hace reflexiones y preguntas sobre su vida amorosa, sobre su relación actual, sobre cómo fue la relación con su mujer fallecida, las diferencias en los hechos y en el personaje en sí (distan más de 20 años entre un momento y otro). Ahí vi sentimientos maduros, respetuosos, interesantes, ahí reconocí a un gran escritor. Lo malo es que en la mayor parte del libro eso no lo vi, y lejos de gustarme me provocaba cierto aburrimiento y rechazo.

 

El autor, Mario Benedetti, nació en Paso de los Toros- Uruguay (1920) y falleció en Montevideo- Uruguay (2009).

Fue escritor, poeta, dramaturgo y periodista. Autor de más de ochenta libros, algunos de ellos traducidos a una veintena de idiomas.

En su testamento dejó creada la Fundación Mario Benedetti, para preservar su obra y apoyar la literatura y lucha por los derechos humanos (en especial, el esclarecimiento del paradero de los detenidos desaparecidos en Uruguay)

 

Sinopsis: Publicada en 1960, La Tregua es la obra de Mario Benedetti que ha alcanzado mayor éxito de público. La cotidianidad gris y rutinaria, marcada por la frustración y la ausencia de perspectivas de la clase media urbana, impregna las páginas de esta novela, que, adoptando la forma de un diario personal, relata un breve período de la vida de un empleado viudo, próximo a la jubilación, cuya existencia se divide entre la oficina, la casa, el café y una precaria vida familiar dominada por una difícil relación con unos hijos ya adultos. Una inesperada relación amorosa, que parece ofrecer al protagonista un horizonte de liberación y felicidad personal, queda trágicamente interrumpida y será tan sólo un inciso, ¿una tregua? en su lucha cotidiana contra el tedio, la soledad y el paso implacable del tiempo.

Comentarios

  1. He leído mucho de Benedetti; es un autor que siempre me aporta buenos momentos de reflexión; pero la novela que presentas no la he leído. No me parece en absoluto una osadía divergir de un autor. Los escritores consagrados, como los noveles, han de pasar por esa revisión sin concesiones que un buen lector/lectora realiza de sus escritos y aceptar que no todas sus producciones van a ser elogiadas; la persona que lee es soberana a la hora de decidir el grado de satisfacción obtenido de una lectura, y el nombre de un buen autor, que tantas veces suele ser el reclamo para la elección de un libro, no siempre está en sintonía con las expectativas generadas.

    Muy bien, pues, esta reseña, porque demuestra que antepones tus sensaciones reales y tus gustos a cualquier otra consideración externa. Como tiene que ser.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Una mirada.....
      No tengo experiencia sobre el autor porque es la primera obra suya que leo.
      Gracias por tus cariñosas y comprensibles palabras. Coincido contigo, aunque mucha gente no lo verá así, en que un escritor veterano debe pasar los mismos filtros que un novato. Deben saber que no pueden gustar a todo el mundo, sean consagrado en la literatura, o no lo sean.
      Pero sigo sintiendo esa osadía por mi parte pues se trata de un autor que se han molestado de colocar en una vitrina lejana e "intocable" para quienes "en apariencia" no saben apreciar sus obras.
      Pero como siempre, yo sólo me dejo llevar por lo que un libro me hace sentir y vivir.

      Gracias de nuevo.
      Un besote.

      Eliminar
  2. Es un autor que, sin saber porqué, nunca me ha atraído lo suficiente como para darle una oportunidad. Lo conozco por alguna frase suya que he leído, pero por poco más. Es una lástima que haya caído en tus manos justo una obra suya que no te gusta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Tawaki.
      Pues creo que a lo largo del tiempo nos ha pasado algo similar con este autor. Lo veía, sabía que estaba ahí, pero no me había animado hasta ahora a leer ninguno de sus libros.
      Yo creo que alguna obra suya me gustará, seguro, pero no ha sido ésta y de ahí mis impresiones.
      Gracias por compartirme las tuyas.
      Un beso.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

El viaje de las palabras

Primavera extremeña.

Nuestra Casa.