A plena luz.


Acabo de terminar de leerme el libro  "A plena luz" de J.R. Moehringer. 
  
Es un libro interesante y de lectura amena. Nos cuenta la vida de Willie Sutton, el ladrón de Bancos más legendario de América, que nunca usaba la violencia.

Me gusta cómo transcurre la novela y lo bien ambientada que está. Te lleva a cada lugar relatado y te hace sentir lo que el protagonista siente en cada momento.

También me gusta el enfoque que se ha dado, repasando y descubriendo la vida de W. Sutton de manera cronológica, desde su infancia hasta sus 68 años, edad que tenía cuando por problemas de salud le dejan en libertad tras diecisiete años encarcelado.  
Es la Nochebuena de 1969, y su abogada ha pactado la exclusiva con un periódico, por eso a la salida de la cárcel, a Sutton le espera un coche con un periodista y un fotógrafo dentro.
(Willie Sutton era todo un mito, y no había prensa que no quisiera captar una foto suya o hacerle preguntas).

Otra cosa que me gusta es que todo transcurre en una noche, en el coche conduciendo. Y que Sutton acepta la exclusiva con ese periódico pero pone sus condiciones: deben ir cronológica por 14 lugares que ha trazado, puntos claves en su vida, para al final contarles todo.
Durante toda la novela, viajando en el coche y con las paradas acordadas, Willie Sutton nos cuenta su vida, desde su nacimiento en 1901 y su infancia en el Brooklyn más devastador y pobre de aquella época. Pasando por su juventud, sus primeras hazañas, sus primeros atracos, sus múltiples encarcelamientos, las tres veces que logró fugarse de las cárceles más seguras del país.
Y nos adentra en la Gran Depresión, La Ley Seca, el contrabando, los chivatos, los gánster, los ajustes de cuentas, las miserias, la violencia, el hambre, la necesidad, la falta de futuro…..

La primera mitad del libro me encantó. Esa forma de narrar, ese ya saber qué pasó pero no de qué manera, esa forma en que nos lleva a sus 8 años y luego a los 10 y así casi año a año por todas los sucesos importantes de su vida.
Sin embargo pasado el meridiano del libro me pareció que decaía un poco, como si quisieran alargar la historia, y más adelante vuelve a enganchar pero me desconcertó un poco. Hace temblar la trama, hace temblar muchas cosas que en todo el libro dabas por  sentadas, y no terminas de entender según qué cosas. 
Aun así, siento que he leído un gran libro. 
  
El autor es J.R. Moehringer nació en Nueva York (1964) , Licenciado en periodismo, ha sido galardonado con el Premio Pulitzer.
Autor de otros libros: “El bar de las grandes esperanzas” (Duomo, 2015), “Open” (Duomo, 2014) y "El campeón ha vuelto" (Duomo)
  
Sinopsis:
Esta es una historia real. Una historia que empieza y acaba en un día. Una historia que dura una vida. ¿Se puede revivir una vida en un día? Sucede en Nueva York. El día de Navidad de 1969. Y su protagonista es Willie Sutton, el Robin Hood de Brooklyn, el Gandhi de los gánsteres. Esta historia son tantas historias. Todas verdad. O quizá no. Es una historia de astronautas y de sirenas, de policías y ladrones, de magnates y jardineros. Es una historia de fugas, una historia de libros, de los que cambian la vida y es una historia de la libertad reencontrada y del amor buscado. Willie Sutton quiere su historia. Tiene un solo día, pero la suya va a ser una historia memorable.

Comentarios

  1. Las biografías, por muy noveladas que estén, tienen el atractivo de referirse a las vivencias de alguien real por cuyas circunstancias paseamos la vista con más atención que si se tratara de un personaje de ficción. A este ladrón de los de antes no lo conocía pero, además de tus siempre ponderadas palabras, Google derrocha datos y artículos sobre él, incluso como artífice de la Ley de Sutton -“A la hora de hacer un diagnóstico hay que considerar primero aquello que es obvio”- que, pese a estar basadas en la aplicación afanadora del caco, se aplica como premisa médica.

    Curioso libro con múltiples ingredientes para dejar un buen sabor. Gracias, Contadora.
    Abrazos desde esta primavera casera y apacible.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, coincido contigo, Una mirada...
      Tiene las biografías noveladas un atractivo especial y atrayente.

      Para mi ha sido un libro sorpresa, porque cuando le eché el ojo me gustó sin saber mucho más del protagonista o del autor.
      Fue una sorpresa para bien, y descubrí a un personaje muy interesante, pero que tuvo una vida personal muy dura.
      Eso es algo que me el libro retrata muy bien. está muy bien ambientada y te cuenta las cosas con la crudeza de entonces (la Gran Depresión,, etc) , haciendo que te pongas en la piel de los protagonistas.
      Creo que además es una novela muy objetiva, no intenta convencernos de nada ni establecer dogmas, solo expone explica y enseña. Así lo veo yo.

      Sí, una vez leído el libro también descubría esa "Ley de Sutton".
      Y sí también a los muchos ingredientes que contiene la novela.

      Gracias por tu aportación.
      Un abrazo desde este rincón por ahora primaveral, casero e igual de apacible :-)

      Eliminar
  2. ·.
    Tiene que ser un gran libro. Esas condiciones pactadas dan lugar a un conjunto de escenarios que cada uno tendrá su propia identidad. Es una buena guía para reconstruir nuestras vidas. ¿Que tal un escenario por lustro? Mejor, menos tiempo.
    Un abrazo... y cuídate

    LaMiradaAusente · & · CristalRasgado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Alfonso.
      Creo que lo es, un gran libro.
      Y me gustó en especial esa manera de desarrollar la trama. Empezando por su salida última de la cárcel y llevándonos de inmediato a su infancia hasta ese día, cronológicamente.

      Mira, igual hace unas semanas ante tu pregunta hubiera dicho "una reconstrucción por día sería mucho" , no hay tanto que decir ni tan importante". Pero ahora con este confinamiento en casa, pensando en lo que hacía cada día y ahora no podemos hacer, pero soñando en volver a hacerlas de nuevo, te diría que "cada día podría- y querría- reconstruir cosas importantes de mi vida.

      Seguro que ahora nuestras miradas, como la de tantos otros, coinciden en esto.

      Gracias por tu aportación.
      Otro abrazo y sigue cuidándote!!

      Eliminar
  3. El hecho de que el autor haya sido galardonado con el Premio Pulitzer me aporta ciertas garantías, y el hecho de la historia esté basada en un hecho real, creo que avala la idea de que puede tratarse de una gran historia. Un escritor periodista indica, además, que puede ser un libro, en su mayor parte objetivo, y estar aderezado con grandes dosis de exactitud en los datos de la narración.
    Sin embargo, me veo confundida cuando manifiestas tu opinión acerca de que hay un momento en el que la trama decae y en el hecho de que haya determinados acontecimientos que no quedan lo suficientemente claros en el libro. Eso ya no me gusta tanto y creo que, habiendo hecho la apreciación que más arriba he realizado, me desconcierta bastante.
    No obstante, me atrae mucho la idea de que un protagonista de determinados hechos históricos como La Ley Seca, La Gran Depresión, la América de los gangsters,... aporte su punto de vista restrospectivo.
    Me parece un libre interesante y atrayente, pero siguen dándome un poco de reparo las lagunas que has mencionado.
    Tendré que pensar si leer esta historia.
    Muchísimas gracias por tu aporte en esta lectura.
    Un fuerte abrazo!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Macarena.
      Yo también coincido con esa opinión del escritor periodista, porque el libro me pareció objetivo. Es decir, muestra las cosas como son, y no intenta llevarte por el camino de qué (o quién) es bueno frente a lo malo.
      Me resultó imparcial. No juzga ni justifica, tan solo muestra y novela una vida intensa con sus más y sus menos.
      A mi el libro me gustó, de verdad.
      Y descubrí muchas cosas de una persona, que formó parte de la historia de un país, de una época y unas hazañas. Antes de leer este libro, no sabía ni de la existencia de este famoso ladrón
      Cuando hablo de esas cosas que te están "frenando a ti" en si el libro que merece la pena, yo me refiero a que hay cierta dualidad en cosas que son pilares en la historia que nos cuenta el libro.

      Puedes leer en internet que hay como dos teorías sobre partes vitales de este famoso ladrón, incluso que él mismo cambiaba sus versiones ante la policía.
      Pero yo creo que un escritor al tratar eso en un libro debería ponderar y sopesarlo en la trama, en vez de esperar justo al final para hacer "tambalear" esos pilares fundamentales que decía antes. Con eso solo consigue llevar al desconcierto del lector (como me sucedió a mi).

      Espero que se haya entendido un poco mejor, porque como no quiero hacer spoiler por si finalmente lo lees, no ahondo en más detalles.

      Muchas gracias a ti, por la aportación y todas tus opiniones.
      Un abrazo grande!!

      Eliminar
  4. Y todo a plena luz, que es un brujo el amor,
    A plena luz los besos, a plena luz los dos.
    Y todo a plena luz, crepúsculo interior,
    Que suave terciopelo la plena luz de amor.

    - Jubi, creo recordar que no es así

    Es posible, ¿pero quien se va a enterar?
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jubi.

      Nadie se va enterar!!!
      Ahora, mientras te respondo, escucho el famoso tango en voz de Carlos Gardel.
      Son de esas canciones atemporales, como lo es el amor. Ya sea a media luz, o a plena :-)

      Gracias por la visita.
      Un abrazo!

      Eliminar
  5. El hecho de que lo recomiendes es una garantía, si además está narrado sin saltos en el tiempo, salvo el del principio, ya es otro punto a favor, porque no soy nada fan de Robin Hood y afines. Espero que la objetividad, ese no intentar convencernos de nada, sea entonces por el bien de la historia y no porque hay que proteger a ciertos ladrones. Lo pongo en mi lista de futuribles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Tawaki.
      Gracias por tus palabras.
      Yo no lo percibí (ni percibo) en ningún momento como un Robin Hood.
      Supongo que también ayudada por el libro, que en ningún momento se hace eco de ello, tan solo te acompaña a conocer a un personaje muy peculiar, a recorrer su vida, aquella época y todo lo que le rodeaba......

      Espero que si finalmente lo lees, te guste y disfrutes con su lectura!!
      Un abrazo!

      Eliminar
  6. Hay liros que nos pasa eso con ellos y cuando parece que no nos enganchan mucho apetece dejarlos. Nunca he dejado uno sin terminar y algunos para mí han sido pesados. pero aún así los he terminado, eso sí he dicho nunca más te releeré.
    Cuídate.
    Desde casa te mando este abrazo 🙅

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Laura.
      A veces sientes que no hay feeling con un libro desde las primeras páginas y aún así continúas con él.
      O simplemente piensas que no es el momento de leerlo.
      A mi me da pena no terminar un libro, pero reconozco que alguna vez lo he hecho (por fortuna muy pocas veces) porque piensas en la cantidad de libros buenos que aún quedan por leer, como para pararte en uno que no te llena ni gusta nada.....

      En esta ocasión la primera mitad me encantó, por eso luego me desconcertó según qué cosas al final. Pero no dudé ni un segundo en querer leerlo entero :-)

      Gracias, Laura.
      Un abrazo. Felices lecturas y cuídate mucho!

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

El peso de la nieve.

Ruperta JuntaPalabras.

Casas y tumbas.