Eje



Cuando uno se enamora de un lugar en donde jamás ha estado, ¿cómo se llama eso?
Y asocia el sentimiento "hogar" a cada imagen del lugar.

(Fotos tomadas de la red)

"Cuando el ojo está limpio, el resultado es la visión.
Cuando el corazón está limpio, el resultado es el amor".

Comentarios

  1. Yo lo llamaría sueño clarividente o quizás también sueño profético.
    La frase entrecomillada creo que es de Anthony de Mello (sacerdote jesuita y psicoterapeuta conocido por sus libros y conferencias sobre espiritualidad)
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jubi.
      Me gusta tu manera de entenderlo sobre todo porque implica que pueda suceder y hacerse realidad!!!!
      La frase es bella, sin duda. Clara y sencilla ¿para qué más? :-)

      Un beso y gracias por tu comentario.

      Eliminar
  2. ·
    Una cita perfecta para esas imágenes tan...¿escocesas?
    Creo que todos estamos, o hemos estado, enamorados que lugares en lo que jamás hemos estado y, probablemente, nunca vayamos a estar. Pero eso nos mantiene más vivos.

    Un beso
    ·
    · LMA · & · CR ·

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ñoco.
      No es Escocia, ese país sí he tenido la suerte de conocerlo.
      Es Islandia, un lugar del que estoy enamorada y cuandt más descubro, más ganas tengo de conocer y ver en persona!
      Pues mira, aunque no vaya a estar nunca, te prometo que estoy absolutamente enamorada de las sensaciones que me invaden al ver sus paisajes y que hay un halo de hogar que me atrapa por completo. ¿quién sabe? el tiempo.. otra vida...

      Opino como tú, eso nos mantiene más vivos. Sin duda!
      Gracias por tu comentario.
      Un beso.

      Eliminar
  3. Preciosos paisajes acompañados de una frase-luz.
    Buena semana!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola tocaya.
      Muchas gracias, me alegro que te hayan gustado.
      Las frases-luz me gustan, pero mucho más las personas-luz!!
      Se les distingue por el brillo de su interior. Es así de sencillo.
      Gracias por tu comentario.
      Un beso

      Eliminar
  4. Es verdad, deberíamos buscar un término para describir esa sensación que tan a menudo nos asalta a algunos. Supongo que al ser optimistas enseguida vemos las ventajas y las cosas buenas. Luego quizás vayamos a vivir allí y se nos caiga un poco el mito. Pero ahí entra en juego nuestra determinación por defenderlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues se admiten propuestas, Tawaki. Adelante.
      No creo que sea tanto el ser optimistas, o no, es algo más etéreo y nada fácil de describir pero sí de sentir.
      Es mi opinión.
      En cuanto a las expectativas que nos formamos a veces de las personas y las cosas o lugares, lo has descrito muy bien, en ocasiones la realidad nos hace "caer del guindo" literalmente.
      La determinación que no falte, claro!!
      Gracias por tu comentario.
      Un beso!

      Eliminar
    2. Me refería a optimistas porque una postal de los Alpes, por ejemplo, puede inspirar cosas muy diferentes a quienes nunca hayan estado allí. Unos pensarán qué idílico sería vivir en un pueblecito en esas montañas mientras que otros dirán que qué aburrido sería. Son dos proyecciones completamente diferentes. Al final, lo importante no es el lugar, sino nuestra apreciación sobre él.

      Eliminar
    3. Tawaki.
      Pues entonces hablábamos de lo mismo pero usando diferentes términos.
      Esas sensaciones al ver un lugar, son muy personales e íntimas. Cada uno sabe hasta qué medida le transmite y llena.
      No se explica bien el por qué un lugar resulta atractivo y cercano a lo que uno proyecta como hogar que es una de las palabras más amplias que conozco (abarca lugares y personas, emociones y sensaciones, historias, etc) pero ciertamente debe ser algo etéreo y ajeno a cualquier regla que quieran teorizar.
      Gracias por tu comentario y aclaración!
      Un beso.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

El viaje de las palabras

Primavera extremeña.

Nuestra Casa.