Se abre

La mano se abre, despliega los dedos hacia fuera
Pero cuando alcanza el mundo, los dedos no se cierran como si cogieran una presa.
Los dedos permanecen tendidos, ofrecidos.
Así, la mano se vuelve caricia.

(Marc-Alain Ouaknin)

Comentarios

  1. No conocía este poema, me ha gustado la analogía.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jubi.
      Son de estas citas que pasan inadvertidas hasta que llega un día y dices "Guauuuuu siempre ha estado ahí???"

      Un abrazo.

      Eliminar
  2. eso son las olas, las caricias de una mano abierta que sostiene al mundo. así deberíamos sujetarnos entre todos, tendiéndonos la mano. precioso poema.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Raúl.
      ¡Qué pensamiento más bonito has plasmado!
      Pues si, tendremos que sujetarnos de esa manera, las caricias de una mano abierta que alcanza el mundo!!!!!!

      Besos.

      Eliminar
  3. Cuanta delicadeza en estas letras, mi querida Neli. bellisíma fotografía, acaricia el alma junto a las letras.

    ¡¡ Me encanta!!

    Montones de besos que vuelan a ti, mi niña dulce.

    ResponderEliminar
  4. ¿Verdad que sí, Lucía?
    La cita la tengo desde hace tiempo pero no fue hasta el otro día que "me habló". Fue un grato descubrimiento.

    Y cuando ví la foto me generó una duda.......¿qué es más bonito la cita o la imagen que la acompaña??? :-)

    Besos grandes para ti, bella amiga.

    ResponderEliminar
  5. Muy bello, pero para una caricia hacen falta dos.

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola Tawaki!
    Sin duda, te doy toda la razón.
    Pero si cierras la mano no habrá caricia.........por eso hay que dejarla extendida y aceptar la otra parte.....

    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

El viaje de las palabras

Primavera extremeña.

Nuestra Casa.